Datos personales

Mi foto
Madrid, Madrid, Spain
Soy María Auxiliadora Gómez. venezolana, de profesión Dra en educación, estoy jubilada. Soy católica, creo en Dios Padre todopoderoso y en la Virgen María.Tengo tres hijas que para mi son mis más hermosas poesías: María Vanessa, María Patricia y María del Carmen. Amo la cultura el folklore, los refranes, el teatro, las danzas, la música, la pintura, la poesía, es decir el arte en todas sus facetas. Así mismo me gusta escribir cuentos, temas alusivos a la cultura, guíones de teatros, monólogos poesías; al decir poesías hago una pausa porque para mí la poesía es parte de mi vida, pues desde muy pequeña mi papá que hace tiempo está en el cielo me condujo a es mundo mágico y me enseñó a conocer, a convivir, a declamar y sobre todo a amar la poesía. Para muestra, soy autora de un libro de poemas titulado SUBLIME LENGUAJE DEL ALMA. En ese mismo sentido, en mi pueblo San Fernando de Apure escribía en una columna del Semanario NOTILLANOS que llevaba por nombre HORIZONTE CULTURAL. En honor a esa columna fue que hice este Blog en el año 2013 con el mismo nombre.

domingo, 6 de julio de 2014

La pulga y el piojo




La pulga y el piojo se quieren casar, pero no se casan por falta de pan

Respondió el Gorgojo desde su trigal: “Hágase la boda que yo doy el pan”


Ya no es por el pan que ya lo tenemos,
ahora es quien baile, ¿dónde lo hallaremos?
Respondió la Vaca desde su corral:
“Mmmm, hágase la boda que yo iré a bailar”

Ya no es por el baile que ya lo tenemos,
Ahora es quien cante, ¿dónde lo hallaremos?
Respondió la Rana desde el platanal:
“Hágase la boda que yo iré a cantar”

Ya no es por el canto que ya lo tenemos,
Ahora es quien coma, ¿dónde lo hallaremos?
Exclamó el Zamuro, que buen paladar:
“Je, je, hágase la boda que yo iré a almorzar”

Ya no es quien almuerce que ya lo tenemos,
Falta quien trabaje ¿dónde lo hallaremos?
Saltó la Pereza del algarrobal:
“Hágase la boda, que yo iré a trabajar”

Ya no es quien trabaje, que ya lo tenemos,
Ahora es la luz, ¿dónde la hallaremos?
Respondió el Cocuyo desde el chamizal:
“hágase la boda, que yo iré a alumbrar”

Ya no es por la luz, que ya la tenemos
Ahora es el perfume ¿dónde lo hallaremos?
Salió el Mapurite desde el matorral:
“Hágase la boda que yo iré a perfumar”

Ya no es el perfume que ya lo tenemos,
Ahora es el Padrino ¿dónde lo hallaremos?
Gritó el Ratoncito: “¡Me importa un comino!
Bueno, si encierran la Gata, yo soy el Padrino”

Ya no es el Padrino que ya lo tenemos,
Ahora es la Madrina, ¿dónde la hallaremos?
Respondió la Gata desde la cocina:
“Hágase la boda, yo soy la Madrina”
Todos se durmieron por el ron y el vino,
Entonces la Gata ¡MIAAAUUU! ¡Se comió al padrino!



Autor: Hermógenes Gómez
Twitter: @mariaauxig

lunes, 30 de junio de 2014

Frase célebre.








... “ Yo soy una parte de todo aquello que he
encontrado en mi camino."...  



Alfred Tennyson.



Twitter: @mariaauxig

viernes, 27 de junio de 2014

Plegaria del Periodista





Gracias te doy, Señor,
                           por permitirme ser Periodista en el humedal.
Por hacerme caminar por abrojos
                           dejando de lado la intolerancia,
                           tomado de la mano de la integridad.

Responsabilidad en la expresión
                           y libertad para la verdad, me diste.
En alianza conmigo
                           impediste que me ganara la soberbia
-       ese monstruo de varias cabezas que engendra la vanidad -
                           pero también me libraste de la desolación
                           viendo cómo al mundo lo ganaba la miseria.

Fuiste tú Señor, en persona,
                           el que me libró de la mano del corruptor
e hizo denunciar sin miedo,
                           aunque a expensas de mi vida,
                          al corrompido.

Jamás me presté a la tiranía,
                          ni defendí a los gobernantes
que se llevaban los dineros del erario nacional
                          a sus bolsillos miserables.

Estuve en la protesta legítima
                             y escuché gemir las balas de la insurrección
mientras los humildes reclamaban un mejor destino
                             para sus sueños asaz inacabables.

Me hiciste periodista y entonces hombre,
                             y enseñaste
 que siete veces cae el justo, y si lo es
                             otras siete se vuelve a levantar
y me separaste del oprobio,
                             del trato indigno de los políticos desleales,
                             de los dirigentes sindicales procaces
                             y los intelectuales sin alma y sin camino
y con tu propia sangre
-          esa que flameó victoriosa en la Cruz del Calvario
                      para salvarnos de la muerte   –
me hiciste caminar los senderos más insólitos
                             para decir lo mío y consolar a los humildes.

Soy periodista y entonces guerrero
                             de mil batallas ganadas y perdidas
y guerreando, incluso contra mis propios fantasmas,
                            mis traumas y mis propias falencias
                            quizás ingobernables
                            aprendí que la vida no sirve a la victoria,
                            sino la afianza la dignidad.
Y pusiste fuego en mis entrañas
                            para pulsar también con hidalguía
                            la guitarra del silencio
                            -quizás imprescindible cuando el drama clama
y el dolor nos abre heridas insondables
e hiciste entender que el periodista que no estudia,
                               lo mata la sombra del prejuicio;
que hay que salir del montón, con humildad y sin jactancias,
                               con la frente en alto y el intelecto dispuesto
                               a defender la razón,
                               caiga quien caiga.

Porque periodista falso, es daga traicionera
                               y periodista servil
granada de ese infierno que mecen los traidores
                              en su oprobiosa entraña de perdidos.
 
Gracias por eso Señor:
                               porque nunca me levantaste del lecho
para cambiar mi hambre
                              por nada que no sea mi trabajo honrado.
Porque soy periodista Señor
                              y no retacero de la ignominia
                              ni correveidile de los que tienen poder
                              y andan patrocinando el racismo, la desigualdad social
                              y la exclusión más vergonzosa.

Nadie podrá decir entonces, que no batallé
                              a favor de los pobres de mi Pueblo
que no puse el hombro a la hora de defender
                              los sagrados intereses de mi Patria;
que no luché por la paz y la justicia, por la verdad y la libertad,
                              mientras los odios fratricidas
y la inconsciencia de los depredadores
                              diezmaban el Planeta
                              y nos llenaba de indignidad, la desesperanza.

Por eso vengo a ti Señor
                              para agradecerte
                                     por haberme dado el honor de ser Periodista
                              en el abismo
Periodista de temple aquí en el humedal;     
                              y rogarte
                              que más allá de la muerte,
                              cuando entregue mi insatisfecha alma al infinito
                              y mi espíritu indómito regrese a tus estancias
 para evitar el infierno,
                              y no encontrarme allí con mis enemigos más adefesieros,
                              escuálidos, perplejos, con la mirada perdida en lontananza
me permitas un favor:
                              seguir siendo Periodista
                              en los medios de comunicación
                              incomparables
                              de la Gloria.



Autor: Carlos Garrido Chalén

 Twitter: @mariaauxig

jueves, 19 de junio de 2014

Diablos Danzantes de Yare




Los Diablos Danzantes de San Francisco de yare del estado Miranda realizan su celebración los días jueves cuando se conmemora la solemnidad de Corpus Christi, con la finalidad de reafirmar la presencia de Cristo en la Eucaristía, esta fraternidad es la más antigua del continente Americano y tal vez es la más organizada, la festividad comienza la víspera con un velorio donde se cantan fulías, se recitan décimas, se rezan rosarios y salmos hasta el amanecer; el día jueves a tempranas horas la diablada asiste al cementerio para así rendir homenaje a las tumbas de los Diablos que han muerto. Luego se dirigen hacia la iglesia guiados por el estandarte, danzando a la vez que ejecutan distintitos pasos, figuras y desplazamiento. Llegan a la plaza y danzan alrededor de la misma y se ubican frente a la iglesia, al finalizar la misma colocan al santísimo a las puertas del templo y es cuando se establece una especia de lucha entre los diablos y la custodia, finalmente los diablos se rinden ante la eucaristía y se arrodillan en señal de sumisión, de esta manera se resalta la victoria del bien sobre el mal.
La música  está fundamentada en la caja la cual constituye el instrumento principal de la celebración además de las maracas y el sonar de los cencerros que sirven como acompañamiento. El cajero ejecuta tres toques de llamada para el inicio del baile, el toque corrío para ejecutar los diferentes pasos, y en este momento cuando los diablos realizan el pago de promesas, asimismo el toque conocido como la Bamba, el cual es para rendir honores al santísimo, tiene carácter reverencial, se realiza ante el altar en señal de respeto.
Los Diablos de Yare, se visten con camisas, pantalones y medias de color rojo, se colocan cruces de palma bendita, rosario, medallas del santísimo y otras imágenes religiosas, llevan en la mano una maraca y en la otra un látigo. Se cubren el rostro con máscaras de vistosos colores las cuales representan un orden jerárquico que se puede definir de la siguiente manera: la que tiene cuatro cachos pertenece al diablo mayor o primer capataz, la que tiene tres simboliza al segundo capataz o arreadores, y por último la máscara de dos cachos representa a los diablos rasos o promeseros.
Existe en el baile la capataz, la cual es una mujer responsable de mantener el orden durante el recorrido, ella se viste de falda y blusa de color rojo, usa medias del mismo color de la vestimenta y un pañuelo rojo en la cabeza. Es importante destacar que los Diablos Danzantes enaltecen con orgullo su pertenencia a un colectivo y contribuyen a cultivar y proyectar el pasado histórico cultural.


 
Fuente: Columna Horizonte Cultural, Semanario NOTILLANOS- San Fernando estado Apure del 13 al 19 de Agosto de 2004.
 
    Twitter: @mariaauxig